Última actualización: 29/07/2021

Nuestro método

4Productos analizados

45Horas invertidas

13Estudios evaluados

215Comentarios recaudados

En verano nos gusta tomar el sol siempre que tenemos ocasión. Sin embargo, también hay que saber protegerse de este. Ya que la exposición prolongada a los rayos UV podría ocasionar daño a nuestra piel.

Para ello no solo es importante echarse cremas solares y evitar las horas de mayor riesgo, también tenemos que hidratar y recuperar la piel del daño que causa la radiación solar. En este sentido, si estás pensando en disfrutar de los días soleados, entra en acción el famoso aftersun. No dejes de leer esta guía para informarte acerca de los beneficios que este producto le puede traer a tu piel.




Lo más importante

  • No solo debemos utilizar aftersun cuando nos quemamos. Este es tan importante como el protector que nos aplicamos antes de la exposición solar.
  • Incluso, aunque no lo notemos a simple vista, la piel se daña con la radiación del sol. Por ello, debemos cuidarla después de tomar el sol, hidratándola.
  • Además de usar aftersun, beber grandes cantidades de agua tras la exposición también nos ayuda a mantener la piel hidratada.

Los mejores aftersuns del mercado: Nuestras recomendaciones

Aquí tienes una lista detallada con los mejores aftersuns. Te presentamos una selección de los mejores productos disponibles en el mercado para distintos tipos de pieles y zonas. Además, incluimos un producto vegano y otro para cuidar el cabello. Así podrás escoger el que mejor se adapte a tus necesidades.

Guía de compras: Lo que debes saber sobre el aftersun

Aquí tienes información sobre las cremas post solares o aftersun para sacarles partido y hacer buen uso de ellas. Además, resolvemos las dudas más frecuentes de los usuarios, aquellas que surgen cada verano cuando sufrimos las consecuencias de la exposición al sol.

Mujer tomando el sol a la orilla de un lago

El aftersun sirve para cuidar e hidratar la piel tras la exposición solar. Si sientes la piel seca o tirante puedes echártelo tantas veces como necesites. (Fuente: Shifaaz shamoon: XYNnJl_P2d8/ Unsplash)

¿Cómo usar correctamente el aftersun?

Estamos acostumbrados a usarlo únicamente cuando nos quemamos, y eso es un error. El aftersun está pensado para utilizarse siempre que tengamos una exposición solar mínimamente importante. Es decir, no hace falta que lo uses para caminar por la calle. Pero, definitivamente, es necesario aplicarlo, si vas a tomar el sol, aunque apenas se trate de una hora.

Esto es así porque el aftersun no sirve solo para calmar quemaduras, sino que también es un hidratante y regenerador de la piel. Por ello, si pasas varias horas al sol, en horas de mayor radiación (de 12 a 16), o sufres una radiación continua, como cuando tomas el sol en la playa, debes utilizar aftersun. Además, recuerda usar la crema solar durante la actividad.

Asimismo, el aftersun debe usarse tras la exposición, en las primeras 24 horas. Ya que durante ese periodo la piel muestra los síntomas de quemadura, y es cuando mejor podemos protegerla.

Por último, es recomendable, antes de usar el aftersun, darse una ducha previa con agua templada, que quite los restos de crema solar, arena y cloro. Asimismo, te ayudará a calmar la temperatura y sequedad de tu piel. Es imprescindible que el agua no esté demasiado caliente, pues quemaría más la piel; ni demasiado fría, ya que la resecaría.

¿Cómo actúa el aftersun sobre la piel?

El aftersun tiene dos funciones principales:

  • Hidratante: Aunque esto se consigue con diversos ingredientes, es común a todos los tipos de aftersun que hidratan la piel. Gracias a diferentes mantecas y aceites naturales la piel se recupera de los efectos del sol, pero también de la sal del mar y del cloro de la piscina. Algunas fórmulas tienen glicerina para retener la hidratación en nuestra piel.
  • Calmante: Brinda la piel este efecto, tras la exposición a los rayos solares. Esto es bueno porque nivela la temperatura de la piel y alivia el posible picor que puede darse en pieles sensibles o quemadas. Se consigue con ingredientes como: el Aloe Vera, la manzanilla y la caléndula, entre otros. Algunas fórmulas ofrecen un efecto mentol refrescante.

Por esta última característica, podemos decir que el aftersun es más recomendable de aplicar, después de la exposición solar, que una crema hidratante cualquiera. No obstante, de no tener ninguna otra cosa a mano, siempre será mejor aplicarse una crema que no usar ningún tratamiento.

¿Funciona el aftersun una vez caducado?

Según la normativa de la Unión Europea el aftersun es considerado un cosmético (3) y, como tal, sigue las normas PAO (Period After Openig) (4). Esto no quiere decir que caduque a los 12 meses una vez abierto, sino que, tras un año, ya no tendremos la garantía de que mantiene sus propiedades.

De manera que no es aconsejable usarlo de un año para otro. Ya que no solo puede que no hidrate y calme, como debería en una situación crucial, sino que es posible que dañe nuestra piel en uno de sus momentos más sensibles.

¿El aftersun quita el bronceado o lo prolonga?

Siempre que lo uses correctamente, el aftersun es un aliado para conseguir un bronceado prolongado. Algunos de estos productos contienen ingredientes potenciadores o con pigmentos brillantes para que podamos tener, desde el principio del verano, el tono dorado que tanto buscamos.

Aun así, la clave para que el bronceado dure todo el verano es mantener tu piel lo más hidratada posible. Para ello, bebe mucha agua y usa el aftersun a diario. Incluso, hazlo días después de haber dejado de tomar el sol. Lo ideal es mantener el tratamiento durante, al menos, dos semanas. Así conseguirás que tu piel se mantenga cuidada y no se escame ni reseque por el repentino cambio.

¿Qué es el aftersun capilar?

A pesar del nombre que recibe, no se trata de una crema. Aftersun en realidad quiere decir post solar, por lo que el aftersun capilar es un cosmético para cuidar el pelo de la radiación solar. Habitualmente, lo encontramos como spray o como un champú o acondicionador con efecto aftersun. Este producto está desarrollado para la pérdida de nutrientes en el cabello. Sin embargo, pueden incluir ingredientes calmantes para el cuero cabelludo.

La protección del pelo es algo que solemos olvidar cuando tomamos el sol, pero también es importante. Además de utilizar sombreros y protectores solares durante la exposición, el uso de un aftersun  capilar es esencial. Así, tu pelo no perderá color ni brillo y evitarás la posible caída por debilitamiento. Hay que cuidarlo con ayuda de antioxidantes y calmantes tras el daño recibido.

Aquí tienes una lista con los principales extractos usados para la protección post solar del cabello y sus propiedades (6):

Extracto Propiedades
Arroz Calmante, fuerza, color y brillo
Avena Calmante
Alcachofa Protege de la oxidación y el desgaste de proteínas
Granada Cabellos teñidos, principalmente rojos, caobas y rubios cobrizos
Madreselva Cabellos teñidos en general

Además, ingredientes como la queratina, las ceramidas, la vitamina E, las semillas de uva y el romero protegen la fibra capilar; y pueden utilizarse también como protector solar gracias a la protección que aportan.

¿Qué alternativas hay al aftersun?

A continuación, hemos creado una lista con los mejores ingredientes alternativos al aftersun y sus beneficios. Aunque no cumplen la misma función, pueden ayudarte a paliar los efectos secundarios de las quemaduras y a hidratar la piel:

  • Crema hidratante: Hidrata la piel tras la exposición, sin embargo, debes asegurarte de que no contenga perfumes que puedan generar irritación. No ayudará a calmar los efectos adversos de la radiación solar, pero pueden acelerar la regeneración.
  • Aloe Vera: Calma la piel y ayuda a regenerarla, aunque no hidrata tanto.
  • Pepino: Es un calmante natural que podemos usar, poniendo rodajas finas sobre la quemadura o haciendo agua de pepino para rociar sobre el cuerpo.
  • Avena: El método más sencillo es hacer agua de avena y rociarla por todo el cuerpo. De esta manera, nuestra piel se calmará, aunque no es tan hidratante como el aftersun.
  • Infusión manzanilla: Tanto beber manzanilla como darse un baño en esta, ayudará a que baje la inflamación de las quemaduras y calmará tu piel tras un día de sol. Sin embargo, este ingrediente apenas nos hidratará.
  • Yogur y leche entera: Puedes usarlos frescos del frigorífico para calmar más la piel. Extiende una fina capa o empapa un paño para ponértelo encima durante unos minutos sin sobrepasar el cuarto de hora.
  • Fresas: Haz un puré con estas y extiéndelo sobre la quemadura para hidratarla. Además, si las tienes en la nevera, tendrán un efecto calmante por el frescor (7).
  • Beber mucha agua: No solo durante la exposición solar, también tras esta es importante mantenerse hidratado. Este es un método a seguir, incluso cuando usamos aftersun.

¿Aftersun o Aloe Vera?

Lo cierto es que con el Aloe Vera ocurre lo contrario que con la crema hidratante. Este tiene un efecto calmante innegable, sin embargo, su nivel de hidratación no es especialmente alto. Por ello, después de tomar el sol es más recomendable usar el aftersun.

Por otro lado, tras una quemadura solar severa es aconsejable limpiar la piel de las impurezas. Puedes hacerlo con Aloe Vera, que además cumplirá con una función antiinflamatoria y curativa (1, 2). Puedes aplicarte a diario el aftersun y usar Aloe Vera cuando sientas picazón o que tu piel está inflamada. No obstante, si tus quemaduras son graves, debes ir al médico.

¿Debo aplicar aftersun sobre quemaduras severas?

Si tras la exposición solar te has quemado, debes hidratarte. Pero no lo hagas si estás ante una quemadura de primer grado. Es decir, si tienes la piel roja y caliente, debes tener cuidado.

En el caso de que te hayan salido pequeñas ampollas, estás ante una quemadura de segundo grado. Si estas no son demasiado grandes y la quemadura no ha sido grave, debes apartarte del sol cuanto antes y darte una ducha fresca (no demasiado fría). No te frotes con la toalla, ten cuidado al secarte. Después aplica aftersun para hidratar la zona.

Asimismo, es aconsejable que evites aceites y pomadas, al igual que cualquier producto que pueda dificultar la transpiración de tu piel. No rompas las ampollas. Si te duele, échate Aloe Vera para que tu piel se refresque. También puedes tomar un analgésico que baje la inflamación de la piel (5).

Mujer con los ojos cerrados frente al sol

Aunque las principales características del aftersun son la hidratación y su efecto calmante, pueden aportar diferentes nutrientes. (Fuente: Fleur Kaan: w4Dj3MshHQ0/ Unsplash)

Criterios de compra

A la hora de elegir aftersun, tenemos cada vez más opciones. Aquí tienes las principales características que debes considerar para escoger el producto que mejor vaya con tu piel.

Tipo de piel

Aunque no suele haber fórmulas específicas, sí te puede interesar el formato. Si tu piel es seca, te interesarán los aftersun en crema o alguna loción fluida que, aunque no son como la textura de la manteca u otros productos propios de estas pieles, siempre dará sensación de cremosidad y consistencia para la hidratación.

Por el contrario, si tu piel es grasa (y no te gusta la pegajosidad de las cremas, especialmente cuando llega el verano) los aftersun tienen dos formatos ideales para ti: en gel de rápida absorción, muy parecido a la textura del Aloe Vera, y en jabón de ducha, con efecto calmante e hidratante, pero con la posibilidad de aclararte después.

Si tienes tatuajes, es aconsejable que utilices los aftersuns con panthenol o vitamina B5 porque ayudan a regenerar y cicatrizar la piel sin perder los colores.

Si lo que tienes es una piel atópica o psoriasis, lo primero que tienes que mirar es que el aftersun no tenga ningún efecto mentol para calmar la piel. Lo segundo, es tener cuidado con los perfumes, pues son lo que más daño hacen. Las marcas de farmacia suelen tener mayor cuidado con esto, aunque no son las únicas que podrás usar.

Mujer rubia con el sol a sus espaldas

Los pelos blancos y teñidos son los que tienden a debilitarse más y a tener una oxidación en el color, por lo que tendrás que vigilarlos más. (Fuente: Jeremy Bishop: byZA7ehKF3w/ Unsplash)

Piel madura o con manchas

A este tipo de pieles les afecta más la radiación solar. De hecho, la protección solar es el paso principal para que no empeoren estas condiciones a pasos agigantados. En cualquier caso, encontramos aftersuns enfocados a estos tipos de pieles. Pero lo que realmente tienes que mirar son los principios activos que sirvan para regenerar tu piel y que no envejezca rápidamente.

Principios activos

Según el tipo de piel que tengas, te interesarán más algunos principios activos que otros. Aquí tienes una tabla con los más usados en las lociones aftersun y sus principales funciones (9, 10, 11, 12, 13).

Vit. A Vit. B3 Vit. C Vit. D Vit. E Betacaroteno Q10 Ácido Hialurónico
Reduce los daños de la radiación
Ayuda a mantener la piel hidratada
Evita la oxidación y vejez prematura de la piel
Protege del sol durante la exposición
Acelera el bronceado y lo prolonga
Reduce la inflamación
Para pieles maduras
Para pieles con dermatitis o acné
Para pieles con psoriasis
Ayuda a reducir las manchas
Reduce los daños de la radiación en el pelo

Algunos de estos antioxidantes pueden tomarse por vía oral, no solo son de uso tópico. Cabe añadir que la vitamina B3 también puedes encontrarla con el nombre de nicotinamida o niacinamida. La coenzima Q10 puede aparecer también como ubiquinona.

Cruelty free y vegano

Si lo que buscas es ser respetuoso con los animales, te encontrarás con estas dos posibilidades. Aunque en España existen varias leyes que intentan regular la experimentación animal (14, 15, 16), puede que estés interesado en productos que te aseguren que esta no se da de ninguna manera.

El sello de cruelty free debe marcarse en el producto con alguno de los certificados oficiales como PETA, Leaping Bunny o Choose Cruelty-Free (CCF), entre otros. Pero, si solo buscas productos veganos, puedes mirar sellos como el de Vegan Society o comprobar los ingredientes tú mismo.

No obstante, en España no siempre conseguimos encontrar todo esto con facilidad y, sobre todo, con seguridad. Aquí tienes las principales marcas vendidas que no testan en animales: Babaria, The Body Shop, Garnier, Hawaiian Tropic, Instituto Español, Kiko Cosmetics, Lush, Pacífica, Rituals o Ziaja, entre otras.

Biológico y orgánico

Los parabenos son conservantes que permiten que un producto dure más tiempo sin sufrir cambios en su textura, pero no podemos olvidar son químicos que aplicamos en nuestra piel.

Cada vez está más de moda este tipo de cosmética, y las cremas post solares no son menos. En principio, podemos pensar que hacen referencia a lo mismo, pero aquí te enseñamos la diferencia y qué es lo que nos interesa de cada uno.

  • Cremas biológicas: Se preocupan por el impacto químico en la piel y el impacto en el medioambiente. Evitan los productos químicos agresivos, los aceites minerales, los conservantes químicos, los parabenos, las fragancias, los sulfatos y cualquier tipo de ingrediente sintético para no desarrollar intolerancia a estos. Son ideales para las pieles más dañadas y sensibles
  • Cremas orgánicas: también llamadas ecológicas. Parten de la agricultura ecológica, por lo que evitan los fertilizantes y pesticidas químicos y los organismos genéticamente modificados (transgénicos), entre otros. Aunque en el caso de la cosmética biológica no existe una normativa general, para los orgánicos sí existe (17), pero solo incluye aquellos que pertenecen a la agricultura (no podemos hablar de arcilla o baba de caracol orgánicas).

Resumen

No olvides aplicarte aftersun tras la exposición solar. Por otro lado, si notas la piel tirante, puedes colocarte el producto varias veces en el mismo día. Además, deberías mantener este ritual durante unas semanas para prolongar el bronceado y mantener tu piel hidratada.

Si te ha parecido útil este artículo, compártelo en tus redes. Y si tienes alguna pregunta o sugerencia, no dudes en comentar que te responderemos.

(Fuente de la imagen destacada: Freestocks: flOVXZWbjJ4/ Unsplash)

Referencias (17)

1. Steenkamp V, Stewart MJ. Medicinal applications and toxicological activities of Aloe. Products. Pharm Biol. 2007;45(5):411–20.
Fuente

2. Reuter J, Jocher A, Stump J, Grossjohann B, Franke G, Schempp CM. Investigation of the anti-inflammatory potential of Aloe vera gel (97.5%) in the ultraviolet erythema test. Skin Pharmacol Physiol. 2008;21(2):106–10.
Fuente

3. de los Ríos, F. J. C. (2009). Directiva 2008/99/CE del Parlamento Europeo y el Consejo, de 19 de noviembre de 2008, relativa a la protección del medio ambiente mediante el Derecho penal. Revista española de seguros: Publicación doctrinal de Derecho y Economía de los Seguros privados, (137), 197-200.
Fuente

4. Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios AEMPS. Garantías sanitarias de los productos cosméticos.; 2016.
Fuente

5. Morales-Molina J, Grau S, Jiménez-Martín J, Mateu-de-Antonio J, Espona M, Bergesfraile M, Zarzuelo A, Salas E. Quemaduras solares: fotoprotección y tratamiento. Ars Pharm [Internet]. 20 de junio de 2006 [citado 26 de junio de 2021];47(2):119-35.
Fuente

6. Dario MF, Baby AR, Velasco MVR. Effects of solar radiation on hair and photoprotection. J Photochem Photobiol B. 2015;153:240–6.
Fuente

7. Giampieri F, Alvarez-Suarez JM, Tulipani S, Gonzàles-Paramàs AM, Santos-Buelga C, Bompadre S, et al. Photoprotective Potential of Strawberry (Fragaria × ananassa) Extract against UV-A Irradiation Damage on Human Fibroblasts. Journal of Agricultural and Food Chemistry. 2012;60(9):2322–2327.
Fuente

8. Bogdan Allemann I, Baumann L. Antioxidants Used in Skin Care Formulations. Skin Therapy Letter. 2008;13(7):5–8.
Fuente

9. Flórez-White M. Antioxidantes tópicos: su papel en el manejo del fotoenvejecimiento. Más dermatología. 2013;19:3–4.
Fuente

10. Herane Herane MI. Vitamina C tópica: usos en dermatología. Rev chil dermatol. 2001;17(3):191–6.
Fuente

11. Escames Rosa G, Acuña Castroviejo D, López García LC. Composición de melatonina o sus derivados con coenzima q10 y su uso contra el envejecimiento de la piel. y su uso contra el envejecimiento de la piel [patente] España: ES. 2013;239424:5 B2.
Fuente

12. Estrella V, Nipotti J, Orive M, Fernández Bussy R. La piel y sus nutrientes. Rev argent dermatol. 2015;96(2):117–33.
Fuente

13. Park J, Halliday GM, Surjana D, Damian DL. Nicotinamide prevents ultraviolet radiation-induced cellular energy loss: Photochemistry and Photobiology 2010, xx: xx. Photochem Photobiol. 2010;86(4):942–8.
Fuente

14. Directiva 86/609/CEE . Unión Europea: Diario Oficial de la Unión Europea; 1986.
Fuente

15. Directiva 2004/9/CE . Unión Europea: Diario Oficial de la Unión Europea; 2004.
Fuente

16. Directiva 2004/10/CE . Unión Europea: Diario Oficial de la Unión Europea; 2004.
Fuente

17. Reglamento (UE) 2018/848. Diario Oficial de la Unión Europea; 2018.
Fuente

¿Por qué puedes confiar en mí?

Artículo científico
Steenkamp V, Stewart MJ. Medicinal applications and toxicological activities of Aloe. Products. Pharm Biol. 2007;45(5):411–20.
Ir a la fuente
Ensayo clínico
Reuter J, Jocher A, Stump J, Grossjohann B, Franke G, Schempp CM. Investigation of the anti-inflammatory potential of Aloe vera gel (97.5%) in the ultraviolet erythema test. Skin Pharmacol Physiol. 2008;21(2):106–10.
Ir a la fuente
Normativa
de los Ríos, F. J. C. (2009). Directiva 2008/99/CE del Parlamento Europeo y el Consejo, de 19 de noviembre de 2008, relativa a la protección del medio ambiente mediante el Derecho penal. Revista española de seguros: Publicación doctrinal de Derecho y Economía de los Seguros privados, (137), 197-200.
Ir a la fuente
Normativa
Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios AEMPS. Garantías sanitarias de los productos cosméticos.; 2016.
Ir a la fuente
Artículo científico
Morales-Molina J, Grau S, Jiménez-Martín J, Mateu-de-Antonio J, Espona M, Bergesfraile M, Zarzuelo A, Salas E. Quemaduras solares: fotoprotección y tratamiento. Ars Pharm [Internet]. 20 de junio de 2006 [citado 26 de junio de 2021];47(2):119-35.
Ir a la fuente
Artículo científico
Dario MF, Baby AR, Velasco MVR. Effects of solar radiation on hair and photoprotection. J Photochem Photobiol B. 2015;153:240–6.
Ir a la fuente
Artículo científico
Giampieri F, Alvarez-Suarez JM, Tulipani S, Gonzàles-Paramàs AM, Santos-Buelga C, Bompadre S, et al. Photoprotective Potential of Strawberry (Fragaria × ananassa) Extract against UV-A Irradiation Damage on Human Fibroblasts. Journal of Agricultural and Food Chemistry. 2012;60(9):2322–2327.
Ir a la fuente
Artículo científico
Bogdan Allemann I, Baumann L. Antioxidants Used in Skin Care Formulations. Skin Therapy Letter. 2008;13(7):5–8.
Ir a la fuente
Artículo científico
Flórez-White M. Antioxidantes tópicos: su papel en el manejo del fotoenvejecimiento. Más dermatología. 2013;19:3–4.
Ir a la fuente
Artículo científico
Herane Herane MI. Vitamina C tópica: usos en dermatología. Rev chil dermatol. 2001;17(3):191–6.
Ir a la fuente
Artículo científico
Escames Rosa G, Acuña Castroviejo D, López García LC. Composición de melatonina o sus derivados con coenzima q10 y su uso contra el envejecimiento de la piel. y su uso contra el envejecimiento de la piel [patente] España: ES. 2013;239424:5 B2.
Ir a la fuente
Artículo científico
Estrella V, Nipotti J, Orive M, Fernández Bussy R. La piel y sus nutrientes. Rev argent dermatol. 2015;96(2):117–33.
Ir a la fuente
Artículo científico
Park J, Halliday GM, Surjana D, Damian DL. Nicotinamide prevents ultraviolet radiation-induced cellular energy loss: Photochemistry and Photobiology 2010, xx: xx. Photochem Photobiol. 2010;86(4):942–8.
Ir a la fuente
Normativa
Directiva 86/609/CEE . Unión Europea: Diario Oficial de la Unión Europea; 1986.
Ir a la fuente
Normativa
Directiva 2004/9/CE . Unión Europea: Diario Oficial de la Unión Europea; 2004.
Ir a la fuente
Normativa
Directiva 2004/10/CE . Unión Europea: Diario Oficial de la Unión Europea; 2004.
Ir a la fuente
Normativa
Reglamento (UE) 2018/848. Diario Oficial de la Unión Europea; 2018.
Ir a la fuente
Evaluaciones